Tipos de contratos laborales (y III)

956514625
Tipos de contratos laborales (y III)

Como ya te hemos contado, uno de los principales servicios que prestan las asesorías de empresa en Ceuta como la nuestra es tramitar la contratación y el alta de los trabajadores de una compañía. Para ello, existen diferentes opciones y hoy nos gustaría terminar de mostrarte todas las que actualmente están vigentes en el ordenamiento laboral de nuestro país. Si ya te hemos hablado de los principales contratos laborales, haremos un repaso por los que nos faltan.

-  El contrato eventual por circunstancias de la producción es otra de las modalidades a las que se acogen muchas empresas cuya producción está muy ligada a la temporalidad. Periodo de rebajas en establecimientos comerciales o temporadas altas en el sector de la hostelería son un buen ejemplo de sectores en los que suelen realizarse este tipo de contratos. Los trabajadores eventuales estarán sujetos al convenio colectivo de la empresa y su contrato debe ser recogido por escrito y en él debe constar la causa que justifica su contratación temporal. El periodo de prueba en un contrato eventual dependerá de la titulación y puesto del trabajador, teniendo en cuenta que estos contratos serán como máximo de 6 meses en un periodo de 12 meses contados desde el comienzo de la relación laboral.

-  El contrato indefinido es la fórmula soñada por los trabajadores y como su propio nombre indica, el periodo por el que es contratada una persona es indefinido. En estos contratos, los periodos de prueba, aunque dependen de la titulación, no podrán ser superiores a los 6 meses y la extinción del contrato deberá ser notificada con 15 días de antelación.

-  Y ya para finalizar, en Bufete Leria y Martínez Abogados queremos recordarte los contratos relevo, una modalidad que permite que el trabajador acceda de forma parcial a la jubilación. Se practican cuando el trabajador tiene entre 60 y 65 años y se compatibiliza con el desempeño del trabajo a tiempo parcial. En la remuneración, se cobrará la parte proporcional de la pensión de jubilación y la del salario correspondiente.